Publicidad

Pruébame un poco. Prometo no empacharte. Pruébame un poco y verás, que debajo de una capa un poco dura, se esconde un oasis de sabores familiares. Frescura, un toque ácido y una dulzura secreta en el interior. Deja a un lado los makis, sushis y nigiris. Las emulsiones y la cocina con nitrógeno. Los alardes aromáticos. Aprende a cocinar lo esencial. El producto de la huerta. La tortilla y las lentejas. El tomate en fruto. El perejil en rama. La salsa de la vida es más fácil de desentrañar de lo que parece. Para poder cocinar el tomate maduro, primero, ponte a prueba con el verde. Toquitea, mánchate, falla, enfádate, disfruta preparándolo.  Sobre todo, tómate menos en serio. Prometo que nos lo pasaremos bien.

 

Tomate Menos En Serio.

¿Listo para empezar?

Anuncios

Una respuesta a “Publicidad

  1. “Prometo que nos lo pasaremos bien.” Sin duda una opción a tener en cuenta… no, no, sólo quería decir que… ains…!

    De todo un poco, besetes y abracetes…

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s